¿De “ARBORIZOIDO” a “ARBORIZOIDE”?

De “ARBORIZOIDO” a “ARBORIZOIDE” porque anuncia el Alcalde de Sevilla, que si se le vota, va a sembrar muchos árboles. ¿Ahora? Desde aquí nos preguntamos:

¿El alcalde quiere dar una imagen ecologista impostada? ¿Zoido pegará los árboles talados durante su mandato con “superglue”? ¿Tiene un concepto de “ciudad verde” partiendo de la realidad sevillana? ¿Qué ha hecho Zoido con las 270 imágenes de denuncias respecto a zonas verdes que EQUO entregó el verano pasado dentro de la campaña #SevillaNecesita? Pues realmente Zoido no ha hecho nada por los árboles y zonas verdes de Sevilla. Pero tienes una buena alternativa: EQUO.

Tala de árboles en Sevilla

EQUO PROPONE PARA SEVILLA:

– Cerrar el anillo de Sevilla con el río Guadalquivir como articulador principal e incorporando el Parque Agrario de la zona Norte y el Parque de Tablada.

– Alcanzar en dos legislaturas la ratio de 15 m2 de zonas verdes por habitante recomendado internacionalmente (actualmente no llegamos a 8 m2/habitante).

– Crear el Jardín Botánico de Sevilla, a partir del Jardín Americano de Expo´92, como elemento de investigación y desarrollo de las zonas verdes de la ciudad y de la defensa de los ecosistemas del planeta, incorporando en su gestión el mantenimiento de las zonas verdes de la Exposición Universal, que serían espacios verdes abiertos al público.

– Revisar la Ordenanza Municipal de Parques y Jardines para garantizar su gestión social y la perspectiva educativa, su uso respetuoso con los valores ambientales, históricos o artísticos de las zonas verdes, así como su accesibilidad.

– Crear una Escuela de Jardinería Municipal a semejanza de la Escuela de Jardinería de Barcelona, integrada en la estructura de Parques y Jardines, al objeto de dotar de profesionales formados en la restauración de nuestros Parques emblemáticos y el desarrollo de espacios verdes de calidad en los barrios.

– Potenciar la sostenibilidad de los espacios verdes, mediante el estudio de la potencialidad de cada espacio en las nuevas actuaciones y las reformas de los existentes (menor poda, eliminación de las talas por riesgo, etc.).

– Elaborar un plan guía y un programa para mejorar la salud de nuestros árboles e incrementar la superficie arbolada en nuestras calles y demás espacios públicos.

– Implicar a los vecinos en la mejora y cuidado de sus espacios verdes con el asesoramiento de los técnicos municipales, priorizando la implicación de los desempleados de cada distrito en los contratos de formación y conservación de sus espacios verdes.

– Promover entre los vecinos, la creación de una ciudad jardín en todas sus calles, a partir de la potenciación de los balcones ajardinados, las fachadas o la promoción de las cubiertas verdes.

Esta es la política ha llevado Zoido en la ciudad de Sevilla y así trata a los árboles: