NOS ESTÁN ASESINANDO (por Mar Verdejo Coto)

Mar Verdejo, coportavoz de Equo Almería
Mar Verdejo, coportavoz de Equo Almería

La ONU ha dejado claro que España, en materia de violencia de género, actúa de manera indolente en la protección de una mujer víctima de malos tratos y de su hija de siete años. El padre asesinó a su hija en el régimen de visitas a pesar de tener más de treinta denuncias impuestas por la madre, diciendo: “Te voy a hacer daño con lo que más te duele”. Se nos olvida que los menores son víctimas también de la violencia de género, tal y como sugiere el Comité de la ONU. El 1 de agosto entró en vigor el Convenio del Consejo de Europa para prevenir y combatir la violencia contra las mujeres. Es un tratado internacional que se firmó hace tres años, en el que se recalca la pérdida de la custodia a los maltratadores.

La violencia de género es una pandemia que afecta al 22% de las mujeres.El 33% de las europeas (es decir, 62 millones de personas) han sufrido violencia física o sexual, aunque sólo una de cada tres víctimas denuncia las agresiones. Así lo puso de manifiesto un informe de la Agencia de Derechos Fundamentales de la UE (FRA, en sus siglas en inglés), del pasado mes de marzo. En España 955.846 mujeres han denunciado violencia de género desde el 2007, esto supone un 5% de la población femenina y aún así en el último barómetro del CIS de Julio del 2004 la preocupación de la población por la violencia contra la mujer era solo de un 0,2 %, dónde el 50,5% de las entrevistadas son mujeres; e incluso según otro estudio del CIS en el 2012, el 30% de la población tiene conocimiento de algún caso. En Andalucía, en el primer trimestre de este año, hubo 6.537 denuncias por violencia de género, un 4,4 % más que en el 2013. En el presente mes de agosto, 4 mujeres han sido asesinadas en seis días. El mes de agosto se considera “mes de riesgo” así que ¿por qué no se activan las campañas de prevención? Y también me pregunto: ¿qué pasaría si los medios estuvieran concienciados sobre la violencia machista? Los titulares no ayudan a denunciar el feminicidio que estamos sufriendo, hay que recordar que se nos asesina por ser mujeres y se banaliza con titulares como este: “La fallecida rechazó la casa de acogida tras dos agresiones previas de su ex pareja”, leído en EFE, en el que encima parece que se quiere culpar a la víctima de su asesinato. Y cuántas veces leemos: muere, fallece, etc. ¿Tanto cuesta escribir asesinan? Los medios tienen que implicarse denunciando, de manera contundente, los hechos y también en el día a día de las agresiones físicas y sexuales que sufrimos.

¡Matarnos es fácil! Aunque no aceptemos ni accedamos a las presiones ni a los perdones, ni acudamos a las citas y extrememos las precauciones ante los maltratadores. Ante la violencia de género la sociedad debe de adquirir el compromiso de “Tolerancia cero”, con leyes que protejan con contundencia y dedicándole los medios suficientes y adecuados: la educación es la base de todo. Hay que ir dejando de hacerse solo la foto institucional, de poner crespones negros en las tristes banderas y de llenar los medios de discursos aprendidos. La sociedad tiene que implicarse para erradicar esta lacra del machismo, porque el machismo mata, y mata a las mujeres.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.