El poder de la gota a gota (por Mar Verdejo Coto)

Mar Verdejo Coto
Mar Verdejo Coto

Mi abuela tenía razón: hasta el 40 de Mayo no te quites el sayo. La previsión meteorológica para el domingo día 24 de Marzo en Almería es de: nublado con un porcentaje de riesgo de lluvia entre 20-30% de día y de noche del 70%; bajarán las temperaturas y será ventoso. Resumiendo: no será día de playa, por lo que no tendremos excusa para no ir a votar. La única manera que tenemos la ciudadanía decente de combatir la realidad en la que vivimos, agónicamente en este país, es ir a votar a las urnas.

La ciudadanía de bien estamos aún boquiabiertos con las últimas noticias sobre fraude electoral en nuestro país y, más concretamente, en nuestra provincia y capital. Los votos comprados es un hecho: en la provincia de Almería hay tres políticos condenados por fraude electoral. Uno de ellos condenado e indultado. Así que no es un rumor callejero, cada vez hay más pruebas de que unos y otros, usando el sistema democrático, hacen pucherazo en las elecciones. Hay censos sospechosos en los que en épocas de elecciones aumenta o disminuye en función del tipo de sufragio que sea. Este censo intermitente se puede observar y es público en la página web del Instituto Nacional de Estadística (INE); por ejemplo en un municipio costero de la provincia en  época de elecciones europeas tiene 700 censados menos y en las municipales tiene más de 1000 que hace un año. Sería interesante ver, municipio a municipio, cómo va cambiando este censo y cómo ha beneficiado y a quién; e incluso los propios vecinos en los pueblos, dónde todos se conocen, ver quienes están empadronados y ni se les ha visto el pelo en el pueblo; y porcentaje de votos por correo y hacía dónde se han inclinado. El porcentaje de voto por correo en la provincia, según el INE, es de un 2,27% por lo que un 40% de voto por correo que obtuvo un pintoresco municipio de Almería hace que esté bajo sospecha. Los vídeos grabados en las Oficinas de Correos, en los que se ven la entrega de montones de voto por correo, son más que escandalosos por varios motivos. La compra de voto es una pugna al que mejor lo paga; en un mismo municipio unos los compran a 100€ y los otros a 200€ más televisión de plasma. En la capital, supuestamente, el puesto en el mercadillo o plaza cuesta 20 votos y también se pueden canjear por un local para una asociación; y si ofreces de 30 a 40 votos puedes conseguir un mes de trabajo en una empresa concesionaria municipal. La extorsión  y el chantaje a cambio de conseguir un puesto de trabajo, subvenciones, dinero, favores, etc. ya no es un rumor en el aire; la realidad política va cambiando a pasos agigantados por lo que van aireando los unos a otros como llevan años consiguiendo llegar al centro del sistema democrático. No es ilegal llevar votos a la Oficina de Correos, ni llevar a ancianos a votar en un continuo ir y venir a los colegios electorales; ni tampoco lo es el ir y venir con los coches cargados de votantes una y otra vez y decirles lo que tienen que votar. Repito, No, no es ilegal pero es pucherazo en toda regla: así que cada cual saque sus propias conclusiones.

Los almerienses tenemos fama de ser muy “dejados”, en las últimas municipales se abstuvieron de ir a votar un 34,10%. Nuestro clima nos invita a disfrutar de nuestros paisajes de cine y la tertulia con las personas a las que queremos, pero no somos tontos ni tontas, así que no nos queda otra que combatir en el sistema electoral, en el que se cuelan los putrefactos, con una participación masiva de las gentes de bien; cada voto cuenta, ellos lo saben bien. El océano se hace gota a gota y todas cuentan por igual en su inmensidad.