Necesitamos un nuevo modelo productivo en Andalucía para revertir la situación de desempleo

Tras hacerse públicas las últimas cifras de paro, instamos a que se promueva el empleo verde, con recorrido en el tiempo y un gran potencial en nuestra tierra, señalando el error de apostar de forma intensiva por sectores estacionales como el turismo, y denunciando las prácticas “fraudulentas” en Educación.

Instamos a la Junta de Andalucía a impulsar de manera urgente y efectiva un nuevo modelo productivo que revierta la sangrante situación de desempleo que padece nuestra comunidad, que según los últimos datos publicados suma 17.000 personas desempleadas más en el mes de agosto, convirtiéndose en la primera comunidad en subida absoluta de parados en términos mensuales.

Foto de archivo de una manifestación en Sevilla por el empleo verde.

Con más de 831.000 andaluces y andaluzas engrosando las listas del paro, no podemos más que volver a insistir en la necesaria apuesta que debe hacerse desde el Gobierno andaluz por la generación de empleos verdes, con recorrido en el tiempo y un gran potencial en nuestra tierra.

Así lo ha señalado nuestra coportavoz y parlamentaria, Carmen Molina, que ha abundado en que “lo que muestran las cifras de paro de agosto es la intensificación estacional del mercado laboral. Se ha optado por una apuesta intensiva en el sector turístico y ésta es una de las consecuencias. El Gobierno dice al respecto que es un comportamiento típico, previsible y coherente con el fin de una campaña estival de récord. Pero asumir esto es como aceptar la montaña rusa de oscilaciones en la que nos moveríamos”.

“Al gran aumento de empleo antes del verano le sigue este batacazo subsiguiente al acabar el periodo estival. Una caída bien dura. Las comunidades que más turistas recibieron en julio son aquellas en las que ahora más caen en las cifras, es decir más empleo destruyen”.

Molina ha destacado además el “caso sangrante” que se da en el ámbito de la educación, donde los sindicatos llevan tiempo denunciando prácticas fraudulentas de despido de profesores al final de un curso y contratación al inicio del siguiente para ahorrar en sueldos, vacaciones y cotizaciones sociales.

Por su parte, el también coportavoz andaluz, Francisco Sánchez Molina, ha hecho especial hincapié en el difícil panorama al que se enfrentan los jóvenes, que “a no ser que estén dispuestos a soportar minicontratos en el sector de la hostelería y vivir en la línea de la explotación laboral, se ven obligados en la mayoría de los casos a hacer las maletas e irse fuera”. Igualmente ha señalado que “la precarización del empleo es inadmisible si queremos mantener unos servicios públicos dignos porque es imposible recaudar con los salarios míseros de este modelo económico. Por no hablar de la dolorosa situación de quiénes no paran de trabajar y no pueden llegar a final de mes. Urge un cambio de modelo económico en Andalucía en el que aprovechemos el sol como motor de nuestra economía en un sentido distinto, en el de la generación de energía”.

EQUO aboga así por convertir Andalucía en referente en sectores como la agricultura y ganadería ecológicas, la producción de energías renovables, el turismo sostenible, la conservación y protección de recursos y espacios naturales, o la gestión de residuos, por ejemplo, y no abandona su reivindicación de implantar la Renta Básica Universal (RBU) para garantizar la redistribución de la riqueza y unas condiciones dignas de vida para todas las personas.